hombre mayor con dientes blancos

10 Consejos para cuidar las prótesis dentales

La falta de dientes no sólo es un problema estético causado por caries, enfermedades en las encías o traumatismos, también se asocia a problemas de salud relacionados con la masticación y la aparición de diastemas, provocando la inclinación de los dientes contiguos y la posibilidad de que otros se descuelguen o crezcan.

Para remediar la aparición de estos problemas, existen dos alternativas:

  • Las prótesis fijas, que se unen de forma permanente a un implante o diente.
  • Las prótesis removibles, que el paciente puede retirar de la boca.

Las prótesis pueden sustituir un diente, dos, o hasta la totalidad de ellos. Cada situación requerirá un tipo adecuado, además de las preferencias del cliente. Para elegir la alternativa más adecuada, su dentista procederá a realizarle una revisión en la clínica dental, y posteriormente, tras el análisis del caso, éste le propondrá las diferentes alternativas más apropiadas.

¿Qué son las prótesis dentales removibles?

Las prótesis dentales removibles, también llamadas dentaduras postizas, reponen los dientes perdidos y reabsorben las estructuras óseas con el paso del tiempo. 

No obstante, no sólo son unos instrumentos mecánicos, también se encargan de trasmitir fuerzas a los dientes, encías y hueso, por lo que necesitan un cuidado especial para su adaptación que variará dependiendo del caso y la persona.

A lo largo de este proceso, puede ser necesario que el paciente visite a su dentista para que se le realicen los cambios o ajustes necesarios hasta que se amolde a la perfección y el paciente deje de ser consciente de que lleva una prótesis en su boca.

Con estos dispositivos protésicos, el paciente podrá volver a masticar, hablar con total naturalidad y normalidad, además de mejorar la estética de su sonrisa.

Por otra parte, ya que es un aparato que se utiliza a diario por periodos prolongados de tiempo, deben seguirse unas pautas estrictas de limpieza y cuidado para que su utilidad y duración se aprovechen al máximo. Y es que, la duración de una dentadura postiza dependerá en gran medida de la motivación que tenga el paciente a cuidarla.

El dentista, por su parte, también realizará una sesión informativa para que se conozca de qué forma se coloca correctamente, cuales son los puntos de estabilidad y las técnicas de cuidado diario, entre ellas, explicar cómo se debe cuidar y limpiar la prótesis cada día para evitar problemas mayores como mal aliento, sarro o úlceras.

10 pautas para una correcta limpieza de la dentadura postiza:

  1. Manipula las prótesis siempre sobre un paño suave o toalla que las proteja en caso de caída, ya que son frágiles y pueden romperse si caen al lavabo o sobre cualquier superficie dura.
  2. Quítate la prótesis cada noche antes de acostarte. De esta forma las encías descansarán de la presión que puede ejercer a lo largo del día. Al quitártela guárdala en agua, a la que puedes añadir una pastilla desinfectante.
  3. El uso de comprimidos limpiadores combaten las bacterias y hongos que pueden generar la prótesis, remueven el biofilm oral y limpian la dentadura sin dañarla, así como puede eliminar manchas de café, té o tabaco.
  4. Lava y masajea la mucosa cubierta por la prótesis dos veces al día, puedes hacerlo con un cepillo de filamentos suaves y aterciopelados que masajeen el reborde edéntulo. Los bordes de las prótesis pueden acumular placa bacteriana, así que requieren una limpieza más vigilada en esta zona.
  5. Limpiar la lengua a diario con un limpiador lingual también ayudará a prevenir que las bacterias ataquen y dañen nuestras prótesis y el resto de dientes.
  6. Al igual que se cepillan los dientes naturales después de cada comida, deberá hacerse lo mismo con las prótesis, para las que recomendamos un cepillo suave y pasta asignada especialmente a prótesis dentales sin sustancias abrasivas.
  7. Si por algún motivo no se pueden cepillar siempre las prótesis después de comer, enjuaga tu boca con agua para eliminar restos de alimentos. También es adecuado el uso de enjuague bucal a diario o con agua tibia y sal.
  8. No dejes de utilizar la prótesis, de esta forma podrás asegurarte de que se adapta bien a la boca, además, con el tiempo las encías y la línea de la mandíbula pueden cambiar y retroceder. Si utilizar la prótesis a diario se minimiza el problema.
  9. Por estos cambios en la boca, la prótesis deberá ajustarse cada cierto tiempo para que se fije correctamente. Por lo que recomendamos visitar al dentista con la frecuencia que el especialista indique para que la prótesis dure los máximos años posibles antes de tener que ser reemplazada.
  10. Examinar la boca con frecuencia en casa también es esencial. Si se nota alguna molestia, dolor, o una llaga que no cura, se deberá consultar enseguida con el dentista, especialmente si se tiene diabetes. De igual modo, se deberá visitar al dentista cuando se note que no termina de ajustar, que se tiene la sensación de que se va a salir al sonreír, toser o reír.

Te puede interesar:

– Implantes dentales, mitos y mentiras.

– Prótesis fija o prótesis removible: ¿Cuál escoger?

Artículos relacionados
Consejos para cuidar tu prótesis dental

julio 31, 2018
Contenidos1 Hacer que tu prótesis dental dure más2 Limpia tu dentadura postiza tras cada comida3 Mantener las prótesis dentales a la perfección Las prótesis dentales son una solución estética y..

Carillas de composite o carillas de circonio: Mejora el aspecto de tus dientes

marzo 1, 2017
Cuando encendemos la tele o nos plasmamos frente a una pantalla de cine, una de las cosas que más nos llaman la atención de las y los ‘celebritis’ es la..

0 comentarios

No hay comentarios. ¡Se el primero en comentar!

Dejar un comentario